Tarjeta de crédito o micropréstamo, ¿qué elegir? ¿Qué ventajas tienen?

Es una pregunta algo complicada ya que todo depende de cada situación, pero en este post se tratará de despejar todas las dudas que puedan surgir.

Beneficios de las tarjetas de crédito

A día de hoy las tarjetas son importantes en la economía ya que nos brindan gran utilidad a la hora de disponer de efectivo de manera inmediata.

Se debe tener en cuenta que para poder disponer de ese dinero, antes debemos presentar una solicitud en el banco, seguidamente ellos la estudiaran y nos contestaran de manera positiva o negativa dependiendo de la solvencia y de otros aspectos internos que ellos estudian. Una vez pasado ese filtro ya estará disponible el dinero en la tarjeta la cual nos mandarán a nuestro domicilio, a la hora de la solicitud nos preguntarán cuánto queremos pagar al mes y a cuántos plazos. Por lo general y si no ha habido ningún problema con el banco en cuanto a impagos se refiere, podremos cambiar la fecha de pago y posiblemente el importe.

Esto depende de la compañía bancaria, no todas lo hacen, aunque recomendamos hacer el cambio con tiempo, es decir a principios de mes para que sea efectivo para el mes siguiente.

La ventaja principal es la de disponer el dinero cómo y cuándo quieras, además de poder gestionar los gastos. Al pagar con la tarjeta de crédito no importa no disponer de dinero suficiente en nuestra cuenta corriente. Hay que tener en cuenta la modalidad que se seleccionó a la hora de contratar este servicio y que día se cobrará la cuota (suelen ser los días 5, aunque aconsejamos seleccionar el día 10 por si en un futuro cobramos el paro), ya que un impago acarrea intereses, y por lo general son bastante elevados.

Otra de las ventajas es que suelen ser aceptadas en casi todo el mundo y como siempre, depende del banco y por supuesto podrás sacar dinero también en casi todo el mundo, pagos por Internet, etc.
Además, hay ciertos bancos que por cada vez que se utiliza su tarjeta, se acumulan puntos y se pueden obtener beneficios tales como regalos y/o descuentos en eventos y servicios de muchos tipos.

Beneficios de los micropréstamos

Tienen varias ventajas, pero posiblemente una de las más importantes es que podemos conseguir un préstamo en 15 minutos, es decir que se puede conseguir una inyección económica de manera muy rápida. Posiblemente nos veamos reflejados en la situación de no poder pagar una factura de suministro, teléfono o el seguro del coche, pues este servicio la resolvería de manera inmediata.

La agilidad y la poca documentación solicitada es algo muy positivo en el mundo de los micropréstamos, la mayoría de compañías tienen la posibilidad de evaluar el perfil del cliente dándoles acceso a nuestra cuenta corriente. Así de esa manera ellos pueden ver todos los datos económicos y podrán tomar una decisión final más acertada.

Otra de las ventajas es que hay un gran mercado donde elegir un micropréstamo, posiblemente las condiciones de alguna compañía no gusten y es ahí donde este gran mercado ofrece un amplio abanico de posibilidades. Además, en la mayoría de ellas, el primer préstamo es gratuito, lo que significa que no se pagará ningún tipo de interés, únicamente lo prestado, a no ser que exista algún retraso en el pago, que entonces sí se pagaría lo correspondiente por mora.

Hay que cumplir unos requisitos muy básicos para poder acceder a un micropréstamo:

No se piden prácticamente explicaciones de en qué se va a invertir ese dinero o para que se necesita, las compañías se interesan más en la solvencia que el cliente le brinde, lo importante para ellos es asegurarse lo máximo posible de que se va a pagar el préstamo.

Con tan sólo unos clics y cumpliendo los requisitos ya nombrados se puede acceder a un micropréstamo, ante la urgencia esta puede ser sin duda la mejor opción de las dos que han sido comparadas en este post.

Lo que no es recomendable para ninguna de las dos modalidades es no pagar a tiempo, los intereses por mora para ambas opciones es muy alto. Y además se corre el riesgo de entrar en las listas de morosidad, lo cual nos impedirá sin duda volver a tener acceso o ninguna otra ayuda por parte de empresas de este tipo.